Monday, September 13, 2010

Reflexion: Tu futuro te pertenece




Puedes poner tu futuro bajo tu control. Pero para llegar a ese futuro, primero debes tener claro a donde quieres llegar, es decir, lo que sería tu vida perfecta.

Imagina por un instante que tienes TODO lo que siempre haz deseado en tu vida:


¿Qué ropa vestirías?
¿Dónde vivirías?
¿Qué clase de personas serían tus amistades?
Si trabajaras ¿Qué trabajo sería? O, si no trabajaras ¿Qué te imaginas haciendo?
¿Coche, casa?
Imagina todo.


Es preferible que tomes notas. Después, imagina que ya lo tienes ¿para qué?
Cuando te imagines que has logrado cada uno de tus sueños, identificarás un sentimiento interior, de felicidad… o no sentirás nada. 


Cuando te sientes feliz, significa que esa meta es verdadera. Que sale de lo más profundo de tu corazón, y cuando sigues los dictados de tu corazón, es cuando REALMENTE eres feliz, pero…


Si lograr una meta NO te hace sentir mejor…


Significa que no es una meta con un corazón verdadero. Significa que ese sueño, lo tienes para complacer a otros: padres, familia, pareja, etc.


No a ti. La vida es tan corta, que debes enfocarte en lograr los sueños que realmente te importan a ti. No a otros.


Cuando descubras que imaginarte que logras un sueño, no te hace sentir mejor, ELIMINA esa meta. No te va a hacer feliz lograrla. Enfócate en lo que te mantiene encendido de vida.


Tus sueños, no los pienses en términos de dinero. Piénsalos en términos de cosas reales. Hay una razón importante para ello, que puede cambiar PARA SIEMPRE el enfoque con el que ves la vida.



Una de las causas de la insatisfacción interior y depresión de muchas personas, es por vivir los sueños de otros. Las expectativas de otros.

Eso no te hace feliz. Di "no" a la esclavitud y un "si" a la libertad de hacer lo que te dicte tu corazón.

Tomar decisiones en las que te enfocarás en hacer cosas que te ayuden a lograr tus sueños, no están libres de resistencia por parte de otros. Tienes que pagar el precio.


Recuerda: define cuales son tus sueños verdaderos y enfoca todas tus energías en lograrlos.
Lo conseguirás.



Este texto fue extraido de tubreveespacio
Fue escrito por Edgar Martínez - Webmaster

0 comentarios:

Post a Comment